Portadas. Analizando “Amor y sangre”.

Las mayor parte de las veces, los diseños de las portadas suelen seguir una serie de códigos que ayudan al lector a saber qué encontrará entre sus páginas.

¿Qué tienen en común las portadas de muchos libros de sagas paranormales? Los colores: negro, blanco y rojo.

Aquí algunos ejemplos:

Los vampiros de Anne Rice.

Optimized-Collage-Crónicasvampiricas-EdicionesBdebolsillo REDUCIDO

Saga True Blood.

Optimized-BeFunky-collage

Saga Crepúsculo.

Collage Crepúsculo

Todas ellas siguen un patrón de color e incluso diseños parecidos. Es una forma de decirnos: «Esto es paranormal y hay vampiros, mucha o poca sangre, y una historia oscura».

Vale, no siempre se cumple, a veces los diseñadores nos sorprenden, pero la verdad es que escritoras como JR. Ward no necesitan códigos que dejen claro el contenido, su nombre unido a la Saga de La Hermandad ya es suficiente presentación.

Optimized-Collage - Ward (1)

 

Amor y sangre, una saga de cinco libros autoeditados en la plataforma Amazon, fue mi primera incursión en esta aventura de escribir y cuando comencé a pensar en sus portadas le di muchas vueltas a qué debían mostrar. La imposibilidad de contratar a un buen profesional —era consciente de que mi inexperiencia y la falta de seguidores no me vaticinaban muchas ventas como para sufragar esos gastos—  me hizo lanzarme a hacerlas yo misma como había visto en otras autoras noveles y eso me trajo muchos quebraderos de cabeza. Por una parte tenían que sugerir/mostrar lo que se encuentra en su interior y por otra buscar cierta originalidad, algo al menos que hiciera pararse al posible lector cuando las viera. Todo eso junto era muy difícil.

No podía irme a fondos oscuros —la historia no lo es en realidad, aunque trate de vampiros, mis personajes son seres de la noche, pero están muy preocupados por su humanidad—; tampoco podía alejarme de los códigos de colores que hacen que los lectores identifiquen una lectura; debía pensar en algo que pudiera repetir en todos los libros para darles cierta continuidad y además que tuviera relación con el título o la historia. Por aquel entonces las tres primeras novelas estaban escritas, aunque creo recordar que solo tenía el título de las dos primeras. Así que, dada mi inexperiencia, me decidí por la sencillez, una textura de base y el título (aderezado con un par de gotitas de sangre que le daba el toque vampirico al asunto).

Portadas saga Amor y Sangre

Elegir una textura para el primer libro, El suave secreto de tu piel, fue fácil. La base que se ve bajo el texto es una foto de la palma de mi mano hecha con un macro. Digo fácil porque la idea era muy básica, ejecutarla fue otro cantar.

Para la segunda historia, Mil mariposas, encontré una mariposa blanca y negra en un banco de imágenes gratuito con una gran calidad que me permitió ampliarla y usarla de base. Aunque una vez terminada me di cuenta de que no se sabía muy bien qué era y para reforzar el título (y lo que representa en la novela) tuve que recortar la mariposa completa para que formara parte de la portada.

Sol de invierno me costó mucho más porque solo se me ocurría buscar paisajes helados con mucha nieve en los que el sol tuviera protagonismo y eso la diferenciaba demasiado de las dos anteriores. La suerte me sonrió. Encontré una imagen de un pavo real albino que recortada al máximo me recordaba, al menos a mí, a los rayos divergentes que un niño dibujaría para representar el sol (no me he fumado nada, lo juro)  y a su vez, parecían de blanco algodón, un poco como la nieve.

El título de la cuarta entrega, Bajo la piel del león estuvo claro desde el principio. Dante, su protagonista, esconde mucha humanidad bajo esa piel leonina que lo cubre por completo (sí, el protagonista aquí no es un vampiro, sino un hombre león) y tenía que mostrar esa gruesa capa peluda, pero para que fuera reconocible tuve que incluir la cabeza del animal.

Y como broche, en la quinta entrega, La última rosa del verano, se me presentó una disyuntiva, usar una flor que se niega a marchitar del todo a pesar del invierno o encontrar algo que tuviera relación con Jack. Busqué y busqué en bancos de imágenes y al final tengo que decir que me fui a lo fácil. El protagonista es un vampiro, es violinista y además, reservado y esquivo, de ahí que en la portada se desdibuje una silueta y se vean unos dedos y la voluta de un violín.

Todas en blanco y negro, todas con su toque rojo, todas sencillas, con pocos elementos y cierto significado.

¿Has leído la saga? ¿Crees que las portadas son acertadas?

 

Anuncios

2 comentarios en “Portadas. Analizando “Amor y sangre”.

  1. Hola Criss,
    Aún no me he leído la saga, pero tengo los dos primeros en el Kindle así que no tardaré mucho en hacerlo. A mi las portadas me gustan mucho son sencillas y elegantes y se alejan de los tópicos.
    Besos

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s